Postres japoneses, gusto más allá del paladar

La cultura de Japón trasciende fronteras cada día, siempre conservando esa esencia histórica que llega a nuestras vidas y se convierte en parte de nosotros. En  todas las franquicias Makitake te traemos la mejor gastronomía del país nipón. Todos conocemos el shushi o el ramen pero hoy queremos traeros la parte más dulce: los postres japoneses.

Conozcamos un poquito más el  Wagasi

Una palabra cargada de poder culinario es el principal dulce japonés fusiona en sí mismo una gama de olores, colores y sabores orientales elaborados con ingredientes naturales y el cuidado que da un proceso artesanal presentado elegantemente en nuestra mesa.

La familia de los wagasi es amplia, si tienes un paladar exigente seguro que encontraras uno para ti lo mejor es que lo puedes disfrutar durante todo el año aunque con diferentes gustos recuerda que sus ingredientes son naturales y de temporada. Aunque como son tan ricos algunos se han popularizado por lo que puedes conseguirlos durante todo el año.

Los puedes pedir en cafeterías, templos, restaurantes y hasta en jardines pero no en cualquiera sino donde se sirve té verde. En Kyoto la oferta de este rico pastelito está disponible en casi todos los comercios de comida y confitería además de otros dulces tradicionales

¿De qué están hechos los postres japoneses?

Uno de los protagonistas principales de muchos dulces japoneses es el anko que viene siendo una especie de pasta parecida en color al del chocolate; está hecha de judías rojas dulces azuki  tiene una presentación suave y una gruesa. Su uso depende del postre que se va realizar.

Por su parte los pasteles y harina de arroz, agar japonés (kanten), pasta de sésamo y castañas también juegan un papel importante en el universo del wagashi exaltando su presencia

Postres japoneses exquisitos

 Namagashi

  • japonés: ( 菓子)

Pastelito que acompaña la tradicional ceremonia del té en Japón; se hacen con harina de arroz.  Su centro es dulce gracias a la pasta de judías que te hemos mencionado antes. Su delicada forma se consigue gracias a que se hacen a mano regalándote en cada bocado calor humano y tradición

postres japoneses

Daifuku

  • Japonés: ( )

Solo con mirarlo ya puedes sentir la sensación de suavidad en tu boca invitándote siempre a más. Su corazón de crema dulce resguardado por una cobertura de pastel de arroz son una experiencia que te mereces.

Popularmente se le han hecho algunas variaciones del daifuku por eso puedes encontrar algunos con un interior de fresa, judías y hasta helado

postres japoneses

Dango

  • Japonés ( )

Con una presentación divertida en una especie de brocheta dulce formada por  bolitas blancas o de colores hechas con harina de arroz al vapor. En cada bocado te regala un momento especial y fresco y puedes disfrutarlas con  una deliciosa salsa dulce o también de judías.

Dorayaki

  • Japonés ( )

Lo puedes encontrar en forma de empana o de torre unida por la amada pasta de frijoles dulce.

Aunque como la imaginación no tiene límites siempre se puede encontrar otras versiones para el relleno como té verde, crema batida y en los casos más osados hasta chocolate. En cualquiera de los casos el resultado es espectacular, sin duda un manjar.

Taiyaki

  • Japonés (た い 焼 き)

No podíamos dejar de mencionar este rico postre, aunque su elaboración no es completamente manual porque para hacerlo se utiliza un molde generalmente con forma de pescado la calidad del sabor no son menores.

Estamos hablando de una especie de waffle relleno con la ya conocida pasta de frijoles dulces. Crujiente y suave este dulce nipones es una tarea pendiente si es que aún no lo has probado.

Manju

  • Japonés: (饅頭)

Este dulce es de los más populares y económicos en Japón, su elaboración es un poco más flexible se pueden preparar con haría de arroz o de trigo. Aplica lo mismo para su cocción tú decides como prefieres comerlo si hervido al vapor u horneado. Esta pequeña tortita redonda se consume acompañando el té. Aunque como la historia nunca para de crearse puedes encontrar muchos tipos de manju incluso salados.

Anmitsu

  • Japonés (あ ん み つ)

Anmitsu significa literalmente rara vez; debe ser porque se consume típicamente en verano por sus ingredientes ligeros y refrescantes son ideales para esta época del año. Se prepara con cubitos de gelatina de agar-agar, y se sirve con anko, alubias y dados de frutas a gusto. Si te gusta el jarabe negro  puede también puede agregarle a tu anmitsu, o si prefieres una bola de helado que nada te detenga y disfruta de tu cream anmitsu

Monaka

  • Japonés: (最 中)

Lo primero que sientes cuando vez la monaka es ternura justo frente a ti, en una  especie de canastita de oblea crujiente hecha de arroz mochi horneado con relleno de judía dulce. Aunque como ya hemos hablado romper algunas reglas a veces resulta delicioso literalmente cuando hablamos de postres, ¿qué es lo peor que puede pasar si a tu monaka le agregas helado o nutela? ¡Qué delicia!

¿Y el daifu mochi?

Hablando de tradición gastronómica nipona no podíamos dejar de mencionar al daifuku mochi; un postre emblemático del país, tanto que tiene su propia ceremonia:

 

El Mochitsuki

Que se celebra con el advenimiento del año nuevo momento donde las familias se reúnen para juntos en el calor del hogar literalmente machacar  arroz que junto con te de matcha y pasta de judías se convierten en un postre delicioso y memorable.

De acuerdo a la tradición participar de la ceremonia y comer los Mochis implica que tendrás un buen año lleno de prosperidad y salud. Es de esperarse que toda la familia participe con entusiasmo y reverencia.

Incluso en Japón puedes encontrar escuelas donde los chicos aprenden de esta tradición que forma parte de su historia y pues claro de su proceso de elaboración.

Hay muchas variedades de Mochis todas tan deliciosas que si sigues leyendo querrás comerlas todas, igual son muy saludables así que adelante;

  • wahabí mochi, El almidón de patata es su ingrediente principal, tiene la dosis de dulzura perfecta dándole un toque selecto; casi imposible dejar de comerlo.
  • sakura mochi, lleva su nombre en honor a la tierna flor sakura que con su llegada anuncia la primavera. Sus ingredientes principales son mochi y sakura; juntos nos regalan mezcla de sabor que logra la conexión ideal entre lo dulce del mochi con lo salado de la hoja macerada de la fugaz  sakura
  • kusamochi, La protagonista de este postre es la hoja de artemisa; con la que se elabora la masa para este delicado postre que junto a la harina de soja dulce representan un oasis de sensaciones únicas.

Definitivamente hay una gran diferencia entre tener que comer y el placer de hacerlo. Y nuestro amado Japón sabe deleitarnos con sus sabores ancestrales que no solo satisfacen tu cuerpo sino también tu alma regalándote en cada ocasión la fusión perfecta entre calidad, frescura, cultura, elegancia, sabor y belleza en cada plato pero sobre todo en los dulces japoneses